Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , ,

En la Sierra de Aracena y Picos de Aroche predomina una tipología de paisaje denominado Bosque Mediterráneo que es característico de las zonas templadas del planeta y que están representadas en esta comarca por una vegetación muy resistente debido a la presencia de períodos secos, cálidos y de escasas precipitaciones. Esto ha dado lugar a una tipología de vegetación denominada esclerófila con una epidermis (piel) dura y transformadas en espinas para evitar la pérdida de agua por transpiración.

Su estrato arbustivo está formado exclusivamente de jaras, lentiscos, madroños, etc. pero se hace de especial interés la presencia de diferentes especies de Quercíneas como la encina y el alcornoque que han adquirido importancia por la excelente calidad de su corteza, madera y frutos (bellotas).

Características de los Quercus: Son especies arbustivas o arbóreas cuyas hojas naces a ambos lados del tallo de forma alterna y pueden ser caducas o perennes. La forma de sus hojas es muy variable incluso en el mismo árbol. Sus flores se presentan en forma de amentos (largos y colgantes las masculinas y cortos las femeninas). Lo más conocido de este género es su fruto, la bellota.

También son típicas y muy visibles una bolas con coronas de pequeños pinchos o bien en forma de bultitos en el envés de las hojas llamadas Agallas, producidas por la picadura de una avispa que hace desarrollar en el árbol un tejido tumoral que protege a los huevos del insecto. Su alto contenido en taninos se hacen muy apreciados por sus propiedades astringentes.

Usos: Son especies muy longevas con una excelente calidad en la madera y por el uso de sus bellotas para la alimentación del ganado porcino. Esto ha dado lugar a la formación del paisaje de La Dehesa, resultante de la eliminación por parte del ser humano de la vegetación arbustiva para los aprovechamientos agroganadero.

Encinas

Especies de Quercíneas:

Encina (Quercus ilex, Quercus rotundifolia): Son de hojas perennes que duran aproximadamente 3 años, verdes por el haz y blanquecinas por envés además de dentadas. Es la especie típica del bosque mediterráneo por su resistencia a las sequías. Las bellotas del Quercus rotundifolia son dulces y por su alto contenido en hidratos de carbono, son las más utilizadas como alimento para el ganado porcino.

Hoja de Encina

Alcornoque (Quercus suber): De hojas perennes y envés piloso. Lo más característico es su corteza, gruesa y esponjosa que se recoge cada 11 años para obtener el corcho. Sin corteza, el tronco es rojizo y liso. Sus bellotas son más alargadas y menos suculentas para el ganado al ser más amargas.

Hoja de Alcornoque

Coscoja o Carrasca (Quercus coccifera): Especie arbustiva de hasta 2m. Hojas perennes muy parecidas a  la de la encina pero con un envés más verdoso y con una bellota más pequeña con una cápsula con escamas rígidas y pinchudas. Fue identificada como la encina de Abraham en la Biblia.

Hoja y bellota de Coscoja

Roble Melojo (Quercus pyrenaica): Árbol de gran o pequeño porte de hoja caduca cuyas hojas son fácilmente de identificar por su perfil ondonado. Sus bellotas son gruesas con un pedúnculo muy corto y rechoncho.

Hojas y bellotas de Roble Melojo

Quijigo (Quercus faginea): Árbol de hoja caduca que puede alcanzar los 20m de altura con una copa amplia y densa. Las hojas tienen lóbulos pocos profundos y son de color verde oscuro pero en otoño se ponen amarillentas hasta caerse en primavera. Las bellotas se disponen en grupos.

Hojas y bellota de Quejigo